domingo, 2 de mayo de 2010

EL IDDEFÁ: SU RAZÓN DE SER. (continuación)


Como estuvimos explicando en nuestra anterior publicación EL IDDEFÁ tiene como función especifica identificarnos y diferenciarnos de otros seres humanos, ante IKÚ (La Muerte). Pero siempre y cuando  esa determinación nos llegue a través de la palabra de Ifá y de Orula.
Entonces ¿podríamos decir que el Iddefá está destinado a la visualización por parte de Ikú, La Muerte?
La respuesta es positiva:cuando Ifá y Orula nos indican, nos asignan, el uso del Iddefá, la idea o intención es que Ikú vea que las personas que lo usamos estamos bajo el amparo de ellos.
Si Ikú, La Muerte, venía en nuestra búsqueda debe notificar a Orula que existe esa intención.; y ¿como lo hace? Pues bien, produciendo la ruptura, en circunstancias anormales, del Iddefá.
Como vemos, el Iddefá no es una protección para el mal de ojo, brujerías y hechizos, ni una "contra" o resguardo que nos aparte la mala suerte, ni un medio de atracción de beneficios económicos ni espirituales o amuleto para la suerte; tampoco es un objeto identificatorio de que poseemos Ikofafun o Awofakan; mucho menos es como dicen algunos "La Mano de Orula", ni un signo distintivo de que pertenecemos a una Religión Africana, y mucho menos un símbolo de status en la religión.
Aquí se genera el otro aspecto importante del tema que tratamos: ¿Como debe ser el verdadero Iddefá de Orula?
En los primeros tiempos de nuestra Religión, es decir cuando las Deidades que hoy adoramos bajaron de Ara-Onu, el Iddé estaba constituido por UN PELO DE ELEFANTE, que es el verdadero Iddefá. Pero en una Tierra por la cual transitó Orula, este último tenía una apariencia física variada (tenía sobre peso o gordura, usaba barba y mostraba más grande, larga y extensa su cabellera) y se dedicaba a labores que no eran por las que se le conocía (se dedicaba a la agricultura); este último hecho ocasionó, debido al sol, una variante de tonalidad en su piel, la cual se había oscurecido más. Orula fue observado por Ikú, y por lo oscuro de su piel no observó que tenía en su muñeca el Iddefá (los pelos de elefante son practicamente negros); Ikú intentó apoderarse de la humanidad de Orula, pero este pudo vencer a Ikú y demostrarle que se trataba de él. Ikú planteó que no lo había reconocido así como tampoco había distinguido el Iddefá que llevaba. En virtud de estas situaciones fue que ambos pactaron una mejor visualización del Iddéfá utilizando sobre el pelo de elefante cuentas de color verde y amarillo.
Después de éste resumen y breve explicación de un apatakkie, es que vemos cual es la verdadera conformación de un Iddefá: un pelo de elefante adornado con cuentas verdes y amarillas. Por razones de economía, disponibilidad y sencillez, el pelo de elefante ha sido sustituido por hilo o fibras vegetales.
¿Y porque debe ser el hilo de fibras vegetales? Un Iddefá elaborado con Pelo de Elefante o Hilos de origen vegetal es un material fácil de romperse, que es el sistema acordado y pactado por Orula e Ikú para avisar que éste último quiere disponer de nosotros.

El modelo de Iddefá que antecede a éstas líneas, es un invento que acostumbran utilizar Awos ostentosos que solo se quieren hacer notar ante otras personas, pues en primer lugar no tiene sustentación religiosa, es decir, este tipo de Iddé no nace en ningún signo, aunado al hecho de que su ruptura es practicamente imposible dado el entrelazado de hilos y cuentas, y complementado por la errónea costumbre de confeccionarlos con hilo de nylon o con hilos elásticos.
Ahora bien, los Iddefá pueden tener variantes, en cuanto a ciertos elementos o en cuanto a su forma de composición, y estas variantes son determinadas por Odus o Letras de Ifá  específicas:
El Iddefá usado por quienes tengan como Odu principal Oggunda Meyi, ya sea un Awo, una Apetevi o un Omoifa, será UN PELO DE ELEFANTE SIN CUENTAS.
Si una persona es dueña del Odu Baba Eyiogbe, su Iddefá será de cuentas verdes y amarillas insertadas en un HILO DE PLATA.
Para aquellas "hijas" del Odu Ogbe Sa, el Iddefá deberá estar complementado con un CASCABEL.
Los religiosos que se encuentren bajo la influencia de la Letra Edigbere, deberán usar un Iddefá con un número igual de HILOS A LA CANTIDAD DE HIJOS QUE TENGAN.
En nuestra próxima entrega concluiremos el presente tema sobre la formas y confección de los Iddefá según los Odus. 
NOTA:
La foto que encabeza este espacio es cortesía de "http://www.ashedominion.com/"
La segunda fotográfia que se muestra en esta publicación es por cortesía de:"http://www.folkcuba.com/"

0 comentarios:

 

Seguidores

Publicaciones de Interés

Archivo del blog