miércoles, 1 de marzo de 2017


Ya en dos (2) oportunidades anteriores se ha publicado en este Blog el tema de las Bóvedas Espirituales; aún así todavía se presentan pequeñas confusiones que tienen una razón de ser comprensible.
Por ser de los temas más leídos, y sobre el cual se plantean mayores preguntas y comentarios, pasaré a efectuar las determinaciones más necesarias para algunos lectores, tratando de verificarlo de manera simple, concisa y puntual.
Las Bóvedas Espirituales son un medio de atención a cierto tipo de espíritus ya desencarnados (muertos o difuntos).
Estas Bóvedas no son un medio de comunicación con los espíritus autóctono del campo religioso africano, en especial el de La Religión Yorùbá.
Las Bóvedas, y como su propio nombre lo establece, son herramientas para la atención o asistencia de manera ESPIRITUAL, pero en ningún caso lo es a nivel MATERIAL.
Dichas Bóvedas Espirituales no pueden constituir en ningún caso fundamentos, juramentos o consagraciones religiosas yorùbás, como han tratado de establecerse; hay casas religiosas en donde pretenden establecer que existe un vinculo madrina/padrino/ ahijado por el simple hecho de que un Olorisha (indistintamente de su sexo) le montó una Bóveda Espiritual a un aleyo, a un futuro Iyawo o a alguien ya consagrado en la Osha.
La mayoría de Los Mayores Africanos fueron celosos en transmitir ciertos secretos, y de allí se presume la gran pérdida de conocimientos y sistemas de atención religioso para los Egúngún.
Así muchos Olorishas que no tenían grandes conocimientos de cómo dar atención  a sus Ancestros recurrieron al uso de la herramienta que le aportaban los “blancos” a través de la Sesiones Espiritas, pues existían elementos muy parecidos que posiblemente permitirían el uso de la misma herramienta en 2 campos diferente: La Posesión de un Espíritu en un ser humano vivo.
También es importante dejar claro para muchos lectores que para las Olorishas, así como el resto de las mujeres que hacen vida en la Religión Yorùbá, el Culto a Egúngún, a los Egguns o Ancestros está vetado, no pueden dirigir o actuar directamente en estos procesos ceremoniales, su participación es mínima y puramente de presencia, por lo cual al tratar de independizarse en la constitución de sus “Casa de Santo”  necesitaban de una herramienta que les permitiera el contacto con el campo de los muertos.
Ahora bien, las Bóvedas Espirituales pueden ser un elemento útil y válido para personas que necesiten “canalizar” determinadas situaciones dentro del campo espiritual, dentro de lo que llamaríamos una “corriente espirita” porque esa sea su inclinación natural, pero para ello su problemática o necesidad debe estar dentro de ese ámbito.
Si la persona se encuentra con necesidades y situaciones que tengan que ver con lo que dictamina un Odù de Ifá, con una letra del Diloggun (Ẹrìndínlõgún), mal podría dársele solución con “tratamientos” y practicas ante Bóvedas Espirituales.
Las Bóvedas Espirituales no tienen nacimiento ni origen en ningún Odù de Ifá, como tampoco se habla de ellas en ninguna letra del Ẹrìndínlõgún; por lo tanto es falso como pretenden hacer ver ciertos consagrados en la religión yorùbá, que ese sea el medio de comunicación y atención para nuestros Egguns.
En otra oportunidad deje escrito que hay muy pocos odùs que hablen de personas con cualidades como Espiritistas; hoy quiero dejar claro que lo que se pueda leer en tratados de Ifá o en “libretas de Santo” o en cualquier tipo de literatura comercial sobre religión yorùbá y que exponga que bajo determinado signo las personas son “Espiritistas” es simple y llanamente una ADAPTACIÓN, un AGREGADO, una INTERPRETACIÓN particular de un Babalawo o de un Olorisha, pero esa no es la palabra de Ifá ni el consejo de un Orisha, pues nada de Espiritismo existe en las creencias yorùbás.
El Culto a Los Egúngún no puede ser manejado por medio de un sistema creado miles de años después y que nada que ver tiene con él; cada religión tiene sus medios de trabajo, así como cada corriente espiritualista tiene también sus métodos para desenvolverse.
El Babalawo y los Olorishas tienen su liturgia para dar culto a sus Eggun a través de sus fundamentos; el Tata Nkisi dará sus atenciones a los Nfumbes con sus Ngangas y Cazuelas; los Espiritistas darán asistencia a los espíritus de Indios, Hechiceros y otras Cortes por medio de sus imágenes situadas en Altares y Portales; y los Espiritas lo harán a través de sus Mesas y Bóvedas en las sesiones “mediumnicas”.
Por eso debemos estar claros y conscientes que las Bóvedas Espirituales fue una adaptación tomada por los Olorishas hace muchos años atrás, para poder efectuar algún tipo de atención espiritual a familiares consanguíneos, religiosos y amigos, a falta del conocimiento real de cómo darle atención a los llamados Eggun o Egúngún de los cuales se les hablaba en registros, Itáces y en conversaciones religiosas.
Quiero dejar claro que no le tengo ninguna aversión a las Bóvedas Espirituales como sistema de atención a cierto tipo de espíritus; pero si hay que dejar bien claro que NO ES ni NUNCA SERÁ el método correcto para dar atención a los Egúngún o Egguns de los cuales nos habla el corpus literario de Ifá o el escaso material que en lo que respecta al Diloggun (Ẹrìndínlõgún) todavía existe.
Por ahí se ven muchos libros, tratados, compendios de Ẹrìndínlõgún así como de Ifá que hablan de dar atención, efectuar sacrificios, verificar eboses “al pie” de Eggun o Egúngún, pero por lo menos quien escribe estas líneas nunca ha visto que esos mismos libros digan que eso deba hacerse a través de una Bóveda Espiritual.
¿Entonces el uso de las Bóvedas es algún legado transmitido oralmente o en las cortas “Libretas de Santo” que dejaron los antiquísimos Babalawos y Olorishas? Podemos estar seguros que ESO NO ES LO CIERTO.
También, y de hace unos pocos años para acá, vemos que las Bóvedas Espirituales son un elemento o “arma de guerra religiosa” para ataques, defensas o “estados de tregua”… claro esa es una manera de conseguir seguidores que han sido instruidos en el arte de la Guerra Religiosa y no en el campo de la Evolución y Desarrollo Espiritual.
Las Bóvedas Espirituales, siendo sincero, no le solucionan nada a una persona que asista a la casa de un  Awo de Òrúnmìlà y después de un registro se le determine que necesita darle atención a EWELELEKE y YOKO SHISI WEWE, como tampoco me imagino que una Iyalosha podrá hacer invocaciones con su bóveda para atraer a un Eggun llamado Kalawo, por solo tocar dos ejemplos de odùs diferentes.

Comprendo que hasta hace cierto tiempo se aceptara la firme creencia en que con una Bóveda Espiritual se intentara canalizar determinadas situaciones que pudieran estar viviendo ciertos seguidores de la religión; pero en el actual mundo, donde hay una mayor comunicación entre los religiosos y no es tan férreo el “secreto religioso” insistir en Misas Espirituales antes de la Ceremonia de Yoko-Osha, con bóvedas espirituales en las que se invocan a Animas y Espíritus indígenas que no tienen ni la más mínima noción de Religión Ancestral Yorùbá es continuar en la piratería, la ignorancia, la  falta de estudio y comunicación, así como en la testarudez y el sectarismo.

Nuestros Egúngún, como Ancestros, deben ser valorados y enaltecidos debidamente, invocándolos y dándoles ofrendas ante los fundamentos, con los métodos y con la liturgia propia de los yorùbás, tal como ellos nos lo legaron… Las Bóvedas Espirituales son harina de otro costal.
read more "¿PARA QUE SIRVEN LAS BÓVEDAS ESPIRITUALES?"
 

Seguidores

Publicaciones de Interés

Archivo del blog